martes, 15 de julio de 2008

definitivamente, no hace la felicidad

ayer, mientras hablaba con un cliente, me contaba que trabaja en un local muy exclusivo de sastrería en BA, y me decía que un traje, por ej, cuesta $ 4000.00

y después me quede pensando que debería estar bueno poder gastar esa guita en un simple traje (y no un auto :S), pero...

siempre hay un pero

si podes gastar 4 lucas en un traje, supongo que a la larga se distorsiona bastante tu parámetro de las cosas, no?

si esos montos (por ejemplo) no te parecen significativos, el valor que le asignas a las cosas sera porque adquirirlo no te genera un esfuerzo

si tu esfuerzo es menor para adquirir dicho ítem, a la fuerza las cosas para vos van a tener un valor menor

esta medio retorcido, pero espero que la idea se entienda, cuando la plata pierde para vos todo valor, lo que consigas con ella se tornara vacuo en seguida

(todo esto es presupuesto, obvio, xq jamas tuve como para gastar esa guita en un trajecito)

10 comentarios:

Hurricane dijo...

Coincido con el planteo. Muchas veces pensé en aquellos que tienen la fortuna de mediante un golpe de suerte (un quini de 15 palos o pasar de Flandria al Liverpool) pasan de tener que hacer un terrible esfuerzo para llegar a mediados de mes, a tener lo que se les ocurra en la billetera... qué bien tenés que tener la cabeza.

LocaComoTuMadre dijo...

Se entiende, y hay tanta gente con ese poder adquisitivo, pero tanta que no me entra en la cabeza jajajaj! No solamente ganando un quini, hay gente que tiene mucha guita desde nacimiento y viven en una nube de pdo.. hay de todo..
Obviamente jamàs me comprarìa un vestido de diez lucas.. ni soñando..

Besos

Nadie dijo...

Lo peor de todo es cuando pedís un aumento de sueldo y te lo niegan mientras portan uno de esos trajes sin que les de verguenza.

Aguanten los coreanos de calle Saint Louis!!!!

Cameron West dijo...

es una cuestion de medida, vos te alegras(como yo) cuando te compras un par de zapatillas... ellos cuando se compran un Mercedez Benz... es lo mismo pero de a mucho.

ani. dijo...

Hola! Un traje de 4 lucas no puede hacer la felicidad, pero por ahí este sitio sí. Los invito a pasar por ahí y plegarse al Día del Pequeño Gran Gesto.
Perdón, r.- por la intromisión!
Salutti a tutti

Maggie dijo...

Si vas a comer a un local de sushi con 15 amigos, invitás vos, y dejás 1325 pesos de propina, tu mundo está desvirtuado. La plata te quema en las manos, los San Martines y Sarmientos ya no te respetan, y probablemente el color verde dolar es tu favorito. Tus amigos no son tus amigos, son clientes, deudores, y vos no sos su colega, sos su prestamista.
Dbería darles verguenza.

Maggie
deberiadarmeverguenza.blogspot.com

La candorosa dijo...

Pero esta clase de gente también, a la hora de quejarse ¡¡lo hacen!!, pero de llenos, como hubiera dicho mi madre...

Lo hacen para aparentar ¡¡que no tienen tanto!!! y de paso, no los mangueen...

Saludos!!

cyn dijo...

yo quiero un marido con ese poder adquisitivo asi me compro toda una lista de cosas que vengo escribiendo desde que tengo uso de la razón.

Horacio dijo...

pero capaz cuando te comprás la flota de aviones privados sí le das valor, qué sé yo, habría que estar en el lugar :P

El Mellizo Cualquiera dijo...

Esto me hizo acordar a una nota a Cobain donde decía que se sentía sin alma. Las cosas ya no tenían valor para el porque antes juntaba 5 dólares para ver que si se podía comprar ropa usada y ahora si quería comprar algo cerraban el shopping para que esté solo y compre lo que quiera.
Me quedo con mis grandes esfuerzos para conseguir mis pequeñas cosas a las cuales amo.